Más de 9.000 animales de granja muertos tuvieron que ser retirados por las autoridades aragonesas luego que el río Ebro se desbordara en España la semana pasada e inundara unas 20.000 hectáreas en la región con aguas llegando hasta los 6.10 metros.

La recolección y el transporte de 9.000 cuerpos, incluyendo vacas, cerdos ovejas, caballos y algunas mascotas, terminó el domingo. Unos 300 terneros no pudieron ser retirados porque la finca estaba todavía en gran parte rodeada de agua y los camiones de limpieza asignados no podían llegar a los animales. Los cuerpos de los terneros en vez fueron trasladados a una colina seca de la granja y fueron cubiertos con una capa de cal viva hasta que el agua baje y puedan ser retirados.

Los 9.000 animales removidos pertenecían a explotaciones ganaderas de las localidades de Gallur, Boquiñeni, Remolinos, Villafranca de Ebro, Nuez de Ebro, Alfajarín y Alfocea.

El número total también incluye mascotas pertenecientes a explotaciones de las últimas tres localidades.

En un video compartido por PACMA, cientos de cerdos moribundos y/o heridos pueden verse tratando frenéticamente de escapar de la catástrofe inminente.

PACMA afirma que contactaron a la Consejería de Ganadería del Gobierno de Aragón, los Agentes Medioambientales, el SEPRONA de la Guardia Civil y todos los servicios de emergencias, pero nadie hizo nada para rescatar a los animales.

El partido está ahora trabajando con expertos y especialistas en la elaboración de un protocolo de evacuación para que imágenes como estas nunca vuelvan a ocurrir.

 
Todas las imágenes sacadas por PACMA

ebropacma1

ebropacma2

16734047492_ec1a7c0901_o

16549015049_7d9d601a9b_o

16549013659_c002f2e238_o

16527854977_75638502c6_o

16734043572_30e68fae36_o

Posts Relacionados